el lunes de aguas en Salamanca

LA HISTORIA DEL LUNES DE AGUAS Y LAS ESCORTS LUJO

En Salamanca pervive una tradición de hace siglos, la fiesta del Lunes de Aguas. Aunque ha cambiado la tradición, en ella se conmemora la vuelta a la ciudad de las prostitutas tras el período de Cuaresma y Pasión, una historia curiosa, hoy transformada en fiesta familiar.

LAS ESCORTS EN EL SIGLO XVI

Como siempre se ha dicho, la prostitución es el oficio más antiguo de la humanidad, y por ellos en la historia siempre encontraremos referencias a este santo oficio. Una de las historias más curiosas en España es la que se celebra en el llamado lunes de Aguas, en la ciudad de Salamanca y pueblos aledaños. El lunes de Aguas se celebra el primer lunes después del lunes de Pacua, y aunque ahora se celebra en familia, no siempre fue así.

Aunque ahora las escorts Madrid y prostitutas de lujo Barcelona son las más demandadas por los clientes, en el siglo XVI Salamanca disponía de un gran número de meretrices. La razón había que buscarla en su Universidad, la más antigua y famosa de España, y donde se juntaban un gran número de estudiantes, y en torno a ellos hacían negocio los taberneros, mozos y todo tipo de profesiones, incluidas también las escorts o prostitutas de lujo.

Cuenta la historia que el 12 de noviembre de 1543 llegó a la ciudad un joven Rey Felipe II, con el fin de desposarse con la princesa María Manuela de Portugal. El Rey, asustado por todo el putiferio que se vivía en la ciudad, decidió tomar cartas en el asunto, y así, amplió la prohibición de comer carne durante la Cuaresma y la Pasión también al ámbito sexual: de este modo, durante un mes y medio se expulsaba de la ciudad a las prostitutas, que se alojaban en un barrio a las afueras de la ciudad. El fin, evitar los pecados de la carne entre los habitantes de Salamanca. ¿Os imagináis hoy en día una medida de este calado? Un mes y medio sin poder disfrutar de tu escort de lujo preferida puede hacerse imposible de aguntar.

el lunes de aguas en Salamanca

Una vez finalizada la Pascua, en el ahora llamado Lunes de Aguas las prostitutas volvían a la ciudad, para alegría de los mozos y hombres. Se celebraba una fiesta por todo lo alto para recibirlas, encabezada por el llamado “Padre Putas”, un sacerdote pícaro que se encargaba de recibir oficialmente a las meretrices.

EL LUNES DE AGUAS EN LA ACTUALIDAD

Por suerte, hoy en día no existen este tipo de prohibiciones en nuestro país, y los hombres pueden disfrutar de las escorts de lujo cuando lo desean, y las escorts ejercer su trabajo en cualquier época del año.

En Salamanca la fiesta se sigue celebrando, pero en un tono familiar: los grupos familiares o de amigos se juntan en los parques de la ciudad para degustar el Hornazo, una empanada a base de chorizo, tocino, lomo, huevo, etc, es decir, de todos los alimentos que estaban prohibidos durante la Cuaresma. Al final, la carne volvía a su sitio.